0
Compartir

La Asociación Pro Derechos Humanos (APRODEH) manifiesta su enérgica condena y rechazo al nuevo atentado perpetrado, la madrugada del domingo, contra efectivos policiales cerca a la ciudad de Huanta, Ayacucho.

Lamentamos la muerte del Brigadier PNP Luis Tejeda Mucha, el Técnico PNP Mario Montero del Pozo; y el Suboficial PNP Pablo Chávez Inga. Asimismo, el Técnico PNP Juan Carazas Carnero resultó herido por impactos de proyectil en las piernas.

Desde APRODEH reiteramos la necesidad de reajustar los sistemas y mecanismos de seguridad de los efectivos que actúan en zonas altamente peligrosas por la presencia del narcotráfico y la subversión. Con este hecho, suman ya tres atentados similares producidos en el lapso de un mes –en octubre se produjeron las emboscadas de Tintay Puncu en Huancavelica y Vizcatán en Ayacucho–, lo cual evidencia la urgencia de una estrategia que ponga freno a esta ola de violencia.

APRODEH demanda a las autoridades policiales y militares, tomar las acciones oportunas para evitar que se produzcan nuevas víctimas, así como brindar el amparo requerido por los familiares de los efectivos policiales que perecieron en este atentado.

Los peruanos y peruanas apostamos por un país en democracia, justicia y respeto a los derechos de todas las personas. Por ello, desde APRODEH rechazamos el uso de la violencia en cualquiera de sus formas y nos sumamos a la demanda de investigación y de sanción a los responsables de este lamentable hecho.

Puede interesarte: