0
Compartir

La Comisión de Derechos Humanos COMISEDH, organismo de defensa y promoción de  los derechos humanos, manifiesta ante las autoridades y opinión pública, su firme condena y preocupación por el empleo de niños y adolescentes  en acciones armadas por parte de la organización subversiva Sendero Luminoso.

El involucramiento de niños, niñas y adolescentes en acciones armados es un acto que va contra elementales normas de humanidad y está proscrita por los instrumentos internacionales como la Convención sobre los Derechos del Niño y el Protocolo Facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a la participación de los niños en los conflictos armados. Inclusive es contemplada como un crimen de guerra según lo señalado por el artículo 8 del Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional.

La Comisión de Derechos Humanos-COMISEDH- considera que el Estado tiene la obligación de proteger los derechos fundamentales de todos sus ciudadanos, especialmente de aquellos que se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad, como son los niños, las niñas y los adolescentes. En tal sentido invocamos a las autoridades a efectuar las acciones correspondientes para investigar y sancionar a los responsables de esta execrable acción y que se recuperen prontamente a los niños y adolescentes afectados para que pueda brindárseles la protección debida.

Invocamos a la ciudadanía a estar vigilantes ante este tipo de acciones y denunciarlas públicamente.

Puede interesarte: