Evangélicos por la Democracia

Publicado el 05 abril 2011 por en Noticias

0
Compartir

Reproducimos pronunciamiento público que suscribe un importante sector del liderazgo evangélico a favor de la democracia, a propósito de los hechos políticos ocurridos el 5 de abril de  1992.


EVANGELICOS POR LA DEMOCRACIA

Pronunciamiento público

A 19 años de la interrupción del orden constitucional, cuando Alberto Fujimori decidió disolver el Congreso de la República, intervenir el Poder Judicial, y tomar otras medidas que conculcaron los derechos ciudadanos fundamentales, los líderes de la comunidad evangélica abajo firmantes, declaramos lo siguiente:

1. Reafirmamos nuestro compromiso con la democracia, la defensa de los derechos humanos y la justicia. Renovamos, así mismo, nuestra identidad cristiana evangélica que nos compromete con la construcción de una sociedad más justa, inclusiva y verdaderamente reconciliada.

2. Expresamos nuestro firme repudio a los hechos ocurrido el 5 de abril de 1992, y lamentamos que, en medio de la actual campaña electoral, haya quienes intenten justificarlo, minimizando sus altos costos para la sociedad peruana, y contradiciendo principios fundamentales. Los cristianos no podemos convalidar ningún tipo de violación de los derechos, ningún acto que coacte nuestra libertad, y ningún poder dictatorial que afecte nuestra convivencia democrática.

3. Nos solidarizamos con las víctimas, civiles y militares, de la violación de los derechos humanos, particularmente con las decenas de indefensos campesinos que fueron afectados como consecuencia de las políticas aplicadas por la dictadura fujimorista que, no solo alentaron el crimen y la vileza sino que acrecentaron la exclusión social y pervirtieron la institucionalidad democrática en nuestro país.

4. Rechazamos toda forma de justificación de la violencia disfrazada de lenguaje religioso que pretende crear condiciones para desarrollar proyectos políticos totalitarios que desvalorizan la vida y la dignidad humana. Las justificaciones teológicas de estos proyectos desvirtúan la solidaridad del Dios de la vida con las víctimas de las violencias y ocultan armas ideológicas de la muerte.

Finalmente, hacemos un llamado a la ciudadanía a una participación más activa y vigilante en la reconstrucción de una ética pública fundada en la justicia y la verdad. Y formulamos una invocación pública para que, haciendo memoria de lo acontecido el 5 de abril de 1992, en las próximas elecciones hagamos resistencia pacífica contra los autoritarismos, intolerancias y manipulaciones de la verdad.

Lima, 5 de abril de 2011

Rev. Carlos García García
Rev. Samuel Escobar Aguirre
Rev. Pedro Arana Quiroz
Rev. Dario López Rodriguez
Dr. Rubén (Tito) Paredes Alfaro, PhD
Rev. Rafael Goto Silva
Dr. Estuardo McIntosh, PhD
Dr. Apolos Landa Tucto
Dra. Vilma C. Balmaceda Vargas, Ph.D.
Rev. Enrique Alva Callupe
Rev. Adita Torres Lescano
Rev. Héctor Laporta Velásquez
Dr. Germán Vargas Farías
Lic. Juan Fonseca Ariza
Lic. Victor Arroyo Cuyubamba
Dr. Alfonso Wieland Yturrizaga
Lic. Esteban Cuya Yuyale
Pastor Eliseo Vílchez Blancas
Rev. Luzmila Quesada Barreto
Rev. Pedro Bullón Moriano
Pastor Alberto Sanchez Pérez
Dra. Ruth Alvarado Yparraguirre
Rev. Pedro Merino Boyd
Lic. Erika Izquierdo Paiva
Rev. Daniel Córdova Vásquez
Lic. Mario Huerta Mercedes
Lic. Rolando Pérez Vela
Rev. Maria Elena Zelada
Lic. Efraín Barrera Rivera
Pastor Benjamin Bravo Guerrero
Lic. Samuel Aguilar Curi
Lic. Mario Huerta Mercedes
Mag. Roberto W. Chía Cherre, M.Div
Lic. Nélida Baca Soto
Pastor Josías Espinoza Cárdenas
Lic. Abel García García
Lic. Jackeline Castillo Jayme
Lic. Victor Liza Jaramillo
Lic. Nery Gómez Apaico