2
Compartir

Ronderos realizan concentración en Plaza de Armas de Chota

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos expresa su más enérgico rechazo a la condena recaída contra el señor Estinaldo Quispe Mego, presidente de la Federación provincial de Rondas de Santa Cruz (Cajamarca), y líder de la resistencia contra la empresa Minera la Zanja, quien ha sido sentenciado a 4 años de prisión efectiva.

De acuerdo a la sentencia expedida por la magistrada Katia Paola Pérez Nuñez, a cargo del Juzgado Liquidador Provincial de Santa Cruz, el señor Estinaldo Mego habría incurrido en el delito de usurpación de funciones por haber intervenido en un problema de linderos en su calidad de dirigente rondero.

Esta sentencia atenta abiertamente contra el derecho a la justicia indígena y rondera, reconocido en el artículo 149 de la Constitución y el Convenio169 de la OIT, e incumple el acuerdo plenario N° 1-2009/CJ-116 expedido sobre el tema en el 2009 -de obligado cumplimiento para todos los jueces- el cual señala que “se descarta de plano (…) el delito de usurpación de funciones en la medida de que el rondero actúa en ejercicio de la función jurisdiccional comunal constitucionalmente reconocida y garantizada”. ( Fto 13, 4 inc.).

Por otra parte, la sentencia determina que el señor Estinaldo debe cumplir su condena en el penal de Picci, próximo a Chiclayo, lo que dificulta enormemente las coordinaciones con su familia y con la organización que preside.

La señora Marta Vallejo Huamán, esposa de Estinaldo y otros familiares están recibiendo amenazas de muerte para que dejen de salir en los medios denunciando el atropello cometido contra su esposo y contra la organización a la que éste representa. Frente a esta situación las rondas campesinas de Chota realizan el día de hoy una concentración pacífica en la Plaza de Armas de esa ciudad, exigiendo la libertad del dirigente injustamente encarcelado y el cese de las medidas de terror y amedrentamiento contra sus familiares.

Lima, 9 de agosto del 2011