0
Compartir

(Pronunciamiento de UNICEF).- Ante las recientes denuncias sobre la existencia de niños asociados a grupos ilegales en el Perú, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) rechaza la participación directa o indirecta, forzada o voluntaria de niños, niñas y adolescentes en cualquier situación de violencia armada.

La Convención de los Derechos del Niño (CDN) adoptada casi unánimemente por los estados miembros de las Naciones Unidas, ratificada por el Perú en 1990, y su Protocolo Facultativo relativo a la participación de niños en conflictos armados, prohíben expresamente el involucramiento y utilización de niños, niñas y adolescentes en acciones de esta naturaleza, tanto por parte de grupos armados como de fuerzas armadas.

De igual forma, el Convenio 182 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) prohíbe el reclutamiento forzoso y obligatorio de menores de 18 años y lo define como una de las peores formas de trabajo infantil.

La utilización de niños y adolescentes por parte de Sendero Luminoso constituye una violación de la CDN, y los coloca frente a una situación de vulnerabilidad extrema que afecta su desarrollo emocional, social, cognitivo y físico. Es necesario entender que en esta circunstancia ellos son víctimas. Es imperativo que estos niños puedan gozar nuevamente de sus derechos.

Con respecto al artículo 17 de la CDN, que promueve la protección de la niñez contra la información y material perjudicial para su bienestar, UNICEF expresa su preocupación frente a las fotografías y vídeos que se están difundiendo y, por ello, hace un llamado a proteger su identidad durante la exposición de informaciones alusivas a esta crítica situación.

UNICEF Perú apoyará al Estado peruano para que los niños afectados sean atendidos y protegidos, así como redoblará sus esfuerzos de abogacía para enfrentar este problema.

Comunicado de UNICEF

Foto portada: Caretas


Puede interesarte: