Cuidado: persecución política en UNMSM

Publicado el 20 noviembre 2012 por en Opinión

0
Compartir

Por Rocío Silva Santisteban

Hoy día martes el rectorado de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos ha convocado a una movilización por las calles de Lima en contra del Movadef. Obviamente, como ex alumna sanmarquina y ex profesora, no puedo sino estar de acuerdo con que las autoridades de una de las universidades más afectadas por la incursión de SL, haya decidido salir a las calles a emplazarlos. En lo que disiento es en la oportunidad para hacerlo: en medio de una crisis universitaria que no solo se ve reflejada en las denuncias de corrupción al propio rector y su plana mayor, sino sobre todo, en el malestar de la gruesa población estudiantil que reclama con justicia mejores condiciones académicas.

¿El principal problema de San Marcos es el Movadef? Por supuesto que no. Obviamente, nadie pretende dejar pasar por alto las movilizaciones que han realizado, hay que darles batalla sobre todo ideológica y política. Pero el principal problema de San Marcos es la orfandad ética que ha permitido que lentamente se vayan ganando espacios desde posiciones acríticas, lambisconas, en suma, mediocres. San Marcos no va a estar entre las mejores universidades del mundo porque le resulte de chiripa un Premio Nobel (Vargas Llosa estudió en San Marcos, pero pudo hacerlo en la UNSA) sino cuando un rector decida que debe de invertir en las facultades de física, química o historia, para que produzcan Premios Nobel. Invertir en educación e investigación, como todos sabemos, no es redituable a corto plazo, por lo tanto, hay que hacerlo por convicción y no por cálculos políticos.

Yo estudié en San Marcos durante los años 80, y a pesar de todos los problemas de excesiva politización y pobreza endémica, teníamos  profesores de la talla de Antonio Cornejo Polar o Raúl Bueno, que terminaron migrando a Berkeley y a Dortmund. ¿Y mis compañeros de aquella época? Pues ahora son profesores de New York University, Harvard o de UCLA. ¿Por qué no invertir en traer temporalmente a aquellos ex alumnos con posiciones privilegiadas a nivel mundial para dictar seminarios? , ¿por qué no hacer alianzas de investigación con todas esas universidades?, ¿por qué no presentarse a concursos Alban, Erasmus o, en medio de la crisis europea, proponer pactos beneficiosos para profesores que estén desempleados? La semana pasada Chile “importó” 1.500 profesores españoles para sus universidades públicas. ¿Por qué no hacer algo similar desde el Perú?, ¿Por mediocridad, desdén por el conocimiento y desprecio por la investigación académica?

Pero las autoridades pretenden legitimarse con marchas contra el Movadef y represión contra organizaciones que no tienen ninguna relación con los mencionados, como Integración Estudiantil o La Zurda. Como sostiene Jorge Rodríguez, del Foro Juvenil de Izquierda de la UNMSM: “El problema principal no es Sendero o el Movadef y eso lo tenemos claro, pero no pidan que las organizaciones y estudiantes que no comparten […] la propuesta política del Movadef no dejen de plantear su posición y lo hacemos como nos corresponde a las organizaciones de izquierda, desarrollando la lucha ideológica y política […]El problema principal en San Marcos es la corrupción, el autoritarismo y la mediocridad académica que gobierna hace años en la Universidad. En estos momentos no existe ambigüedad, es luchar contra los corruptos que quieren hacer una campaña “macartista” y de esa forma acallar la voz de protesta”.

Publicado en Koluma Okupa del diario La República, 20/11/2012

Puede interesarte: