0
Compartir

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH) señaló hoy que “es el momento” de fortalecer a todas las relatorías de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), a fin de lograr una mejor defensa de los derechos de la población de la región.

La secretaría ejecutiva de la Coordinadora, Rocío Silva Santisteban, dijo que está a favor de que las diez relatorías de la comisión cuenten con un financiamiento adecuado, y mencionó que la de los Defensores de Derechos Humanos y de los Derechos de las Mujeres carecen de recursos necesarios.

A modo de ejemplo, mencionó que la comisionada Tracy Robinson, relatora sobre los Derechos de las Mujeres, no cuenta con un financiamiento adecuado para realizar viajes oficiales por la región. El año pasado visitó el Perú gracias al auspicio de las ONG, explicó.

«Este es el momento para fortalecer económicamente las demás relatorías, hay que ayudarlas», declaró a la Agencia Andina.

Santisteban mencionó estar de acuerdo con la iniciativa peruana expresada en la Asamblea de la OEA por el canciller Rafael Roncagliolo de contribuir voluntariamente con la CIDH, a fin de fortalecer el trabajo de las demás relatorías, sin que ello signifique limitar financieramente a la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión, como pretendían otros países.

«Rafael Roncagliolo es uno de los cancilleres que tiene mucha ascendencia en América Latina, y la posición peruana ha incidido en otros países como Colombia y Argentina para que colaboren con las otras relatorías», agregó.

El viernes, la OEA logró un acuerdo unánime sobre el futuro de la CIDH y sus relatorías, aunque dejó abierta la posibilidad de que más reformas se aprueben de ahora en adelante.

La resolución adoptada cerca de la medianoche fue el resultado de 22 meses de trabajo para analizar reformas que refuercen el Sistema Interamericano de Derechos Humanos, pero para algunos países, activistas y organizaciones de derechos humanos esto representa un intento de debilitar a la CIDH y las relatorías, sobre todo la de la Libertad de Expresión.

El documento acordado plantea que sean los estados de la OEA los que financien a la CIDH y las relatorías, pero no cierran totalmente la posibilidad de que estos organismos accedan a capital exterior.

La Relatoría Especial de la Libertad de Expresión depende de fondos externos y la eliminación de estos hubiera supuesto su desaparición.

Silva destacó que el Sistema Interamericano de Derechos Humanos contribuyó a que el Perú recupere la democracia y que los derechos humanos sean respetados en la región, y por ello se debe apoyarlo, con mayores recursos a las relatorías como la de Derechos Humanos, que no tiene fondos suficientes para su tarea.

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH) establecida en 1985, agrupa a Organismos No Gubernamentales (ONGs) que defienden los principios fundamentales de las personas en el Perú, y tiene status consultivo especial ante el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas (ONU).

Fuente: Andina

Puede interesarte: