0
Compartir

El 4 de julio el joven Kenllu Jairo Sifuentes Pinillos (22) se dirigía a visitar a su tío en Barranca cuando una bala policial le impactó en el pecho causándole la muerte. Kenllu era soldador, y no participaba en ninguna protesta.

Recordamos que Kenllu había sido herido el 28 de mayo del 2003, cuando sólo tenía 12 años, y salía del cumpleaños de un amigo cuando los soldados que reprimían el paro agrario convocado por la Junta de Usuarios de Riego, le dispararon también en el pecho. El joven se salvó de milagro, después de pasar casi tres meses hospitalizado. Esta situación fue denunciada y hoy, 10 años después, ha muerto sin obtener justicia.

En este video vemos a Kenllu, hace tres meses, exigiendo una reparación y justicia por parte del Estado que lo hirió cuando era niño, y que ahora le ha causado la muerte.

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos expresa su  profundo pesar e indignación por la muerte de Kenllu Sifuentes Pinillos en Barranca.

Heridos denuncian a altos mandos militares por sucesos durante el paro agrario del 2003 en Barranca.