0
Compartir

La CNDDHH exige nuevo concurso público ante el grave riesgo que sufre la reforma de justicia y la lucha anticorrupción en nuestro país

En el mes de julio de 2018 descubrimos cómo operaba la organización criminal de “Los cuellos blancos del puerto”, la cual tenía una participación activa en el Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), así como en los altos funcionarios y funcionarias del Poder Judicial y del Ministerio Público. Este descubrimiento generó la disolución del CNM y puso en marcha una reforma de nuestro Sistema de Justicia, la cual debía empezar con la creación de la nueva Junta Nacional de Justicia (JNJ) en reemplazo del CNM. Lamentablemente, esta reforma presenta graves riesgos.

Esto se evidenció el 19 de mayo, cuando se realizó la evaluación de conocimientos a 104 postulantes a la nueva JNJ y solo aprobaron 3. Este número limitado de postulantes que aprobó el examen de conocimientos demostró que un sistema de calificación memorístico y de demasiadas áreas del derecho, no es el adecuado. Sin embargo, no es solo el examen de conocimientos, sino que es todo el proceso del concurso público el que presenta graves falencias, las cuales no aseguran que la JNJ esté conformada por personas con sólidos conocimientos jurídicos, pero sobre todo que tengan la adecuada solvencia moral que el cargo requiere.

Además, la Ley Orgánica de la JNJ, así como el reglamento interno de la Comisión Especial a cargo de la elección de las y los nuevos miembros de la Junta Nacional presentan serias deficiencias y estas normas deben ser modificadas. De la misma manera, tienen que modificarse las bases del concurso público para su elección.

Recordemos que esta nueva JNJ tendrá un plazo de 18 meses para revisar todo lo que hizo el anterior Consejo Nacional de la Magistratura y que podrá escoger y decidir sobre la permanencia de las autoridades del Poder Judicial, del Ministerio Público, del Jurado Nacional de Elecciones (JNE), de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) y del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (RENIEC). Nuestro país no puede permitir que se repitan actuaciones tan nefastas como en las que incurrieron los consejeros del CNM, el ex Fiscal de la Nación, Pedro Chávarry -quien a la fecha sigue en el cargo de Fiscal Supremo- o el ex Juez Supremo, César Hinostroza.

Reiteramos que la reforma de justicia es imprescindible si queremos que nuestro país avance de manera real en la lucha contra la corrupción, con sentencias efectivas contra ex funcionarias y funcionarios que nos robaron millones al Estado peruano, y si queremos que nunca más se negocie con la impunidad de crímenes tan execrables como el de la violación sexual de una niña de once años.

Por todo esto, llamamos a que la Comisión Especial declare DESIERTO este concurso público y convoque a uno nuevo, con nuevas bases que cuenten con un enfoque de género, de interculturalidad y de interseccionalidad y por sobre todo que cuenten con criterios objetivos y adecuados a la importancia de la nueva Junta Nacional de Justicia.

Exhortamos también a que inicie un proceso de reforma integral del Sistema de Justicia, para lo cual es necesario que la Comisión Especial que presente ante el Congreso de la República un proyecto de nueva Ley Orgánica de la JNJ, así como de un nuevo reglamento la Comisión Especial.

 

Puede interesarte: